Home Editorial A rey muerto, rey puesto
0

A rey muerto, rey puesto

A rey muerto, rey puesto
0

“La casa está en orden” dijo hace muchos años el presidente Alfonsín.

Luego de haber afrontado la rebelión de los ”carapintadas” de Aldo Rico.

Sin lugar a dudas las situaciones son incomparables y la institucionalidad de

nuestro país está a años luz de lo que vivían en 1987 los hermanos argentinos.

Pero ver el video del ex jefe del ejército en traje de fajina dejó un gusto amargo.

El sr. Manini tiene todo el derecho de dedicarse a la política si quiere, pero lo que está mal es

que usara como plataforma de lanzamiento su condición de mando en las fuerzas armadas.

No nos gusta esa actitud, como tampoco la de aquellos que usaron a Ancap o Antel para

perfilarse, pero la diferencia fundamental en este caso es su condición de soldado.

No se trata de prejuicios ni ojos en la nuca, sino simplemente de entender que los depositarios

del uso de la violencia institucional, deben ser los más respetuosos del sistema republicano.

A veces pecamos de ingenuos, creyendo que estas nuevas generaciones de militares tenían

otra cabeza que los diferenciaba totalmente de los viejos dinosaurios del período golpista.

Parece que todavía persisten algunos trasnochados y que falta un largo trecho para que

tengamos en Uruguay un ejército completamente respetuoso de los valores democráticos.

No nos engañemos, hay mucho de reclamos corporativos y de poder de logias en la cúpula

castrense y creer que todos los soldados se identifican con ellos es un profundo error.

El sistema político en general reaccionó bien, con alguna excepción que no tiene ni un pelo de

bobo, e intentó capitalizar electoralmente este suceso, echándole la culpa a la interna del FA.

Pensar en el surgimiento de un caudillo militar que tenga un rol de “bolsonaro” oriental, es

no entender la realidad uruguaya.  Remember a los generales Aguerrondo y Ribas en los 70.

Al sr. Manini le deseamos suerte en su nueva condición de civil y si se anima a entrar en la

contienda ciudadana del voto, como dicen los muchachos: Nos vemos en las urnas.

Alfredo García

POR MÁS PERIODISMO, APOYÁ VOCES

Nunca negamos nuestra línea editorial, pero tenemos un dogma: la absoluta amplitud para publicar a todos los que piensan diferente. Mantuvimos la independencia de partidos o gobiernos y nunca respondimos a intereses corporativos de ningún tipo de ideología. Hablemos claro, como siempre: necesitamos ayuda para sobrevivir.

Todas las semanas imprimimos 2500 ejemplares y vamos colgando en nuestra web todas las notas que son de libre acceso sin límite. Decenas de miles, nos leen en forma digital cada semana. No vamos a hacer suscripciones ni restringir nuestros contenidos.

Pensamos que el periodismo igual que la libertad, debe ser libre. Y es por eso que lanzamos una campaña de apoyo financiero y esperamos tu aporte solidario.
Si alguna vez te hicimos pensar con una nota, apoyá a VOCES.
Si muchas veces te enojaste con una opinión, apoyá a VOCES.
Si en alguna ocasión te encantó una entrevista, apoyá a VOCES.
Si encontraste algo novedoso en nuestras páginas, apoyá a VOCES
Si creés que la información confiable y el debate de ideas son fundamentales para tener una democracia plena, contá con VOCES.

Sin ti, no es posible el periodismo independiente; contamos contigo. Conozca aquí las opciones de apoyo.

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js
Alfredo Garcia Nació en Montevideo el 9 de agosto de 1954. Es Licenciado en Historia por la Universidad de Estocolmo, Suecia; que fue su lugar de residencia entre 1975 y 1983. Hizo un postgrado en Marketing y realizó los cursos del Master de Marketing en la Universidad Católica de Montevideo. Trabajó durante veinte años en la industria farmacéutica en el área privada. Su labor como periodista comenzó en los semanarios Opinar y Opción a principios de los ochenta. Participó en 1984 en el periódico Cinco Días clausurado por la dictadura. Miembro del grupo fundador del diario La Hora, integró luego el staff de los semanarios Las Bases y Mate Amargo. Escribió también en las revistas Mediomundo y Latitud 3035. Es el impulsor y Redactor Responsable del Semanario Voces. Publicó el libro Voces junto con Jorge Lauro en el año 2006 y el libro PEPE Coloquios en el año 2009, ambos editados por Fin de Siglo.