Home Rememorando Los presidenciables y el photoshop por Cristina Morán  
0

Los presidenciables y el photoshop por Cristina Morán  

Los presidenciables y el photoshop por Cristina Morán    
0

Compartido con advertencia meteorológica de color amarillo el fin de semana permitió a los montevideanos caminar al sol, andar en auto al sol, ir a la rural del Prado bajo el sol, visitar la exposición organizada por Siglo XXI en Kibón e ir a cuanto acontecimiento al aire libre nos propusieran para gozar del sol y la brisa tibia que nos acompañaron sábado y domingo.  Y una no fue una excepción y disfrutó también de esos regalos de la naturaleza.

Cuando decidí dejar de manejar y me liberé de la responsabilidad (cada vez mayor y con mayores exigencias) de conducir un automóvil y pasé a ser acompañante o pasajera en autos de alquiler comencé a redescubrir Montevideo en estos momentos con espacios a considerable altura cubiertos por gigantografías de algunos de los presidenciables. En Luis A. de Herrera, antes de cruzar la continuación de la rambla le pedí a mi amiga que detuviera el auto para “hacer foco” en la imagen que, aunque es “graaaande”, no podía reconocer. De pronto me bajó una lucidez sorprendente, si tenemos en cuenta mi edad, claro, y reconocí a Ernesto Talvi (PC)  al cual el Photoshop lo había trasladado a su más tierna juventud y más tarde, en la rambla o en 18 de Julio me di de cara con dos “adolescentes”: Luis y Beatriz (PN) a quienes para hacerlos parecer “mayores” remarcaron unas “patitas de gallo” que ni sé si las tienen viéndolos “en vivo y en directo”. Sería genial hacer Photoshop del cerebro de todos para ver una realidad que a veces dudamos se traduzcan en palabras. Quien continúa sorprendiendo es Novick: es candidato, visita los barrios siempre solo, sí, solo el, es un locutor digamos, “emotivo” que se manifiesta, por ejemplo, cuando el “zoom” de la cámara entra y entra buscando la ternura en su gesto y hasta una posible lágrima cuando baja el tono y se refiere, por ejemplo, a los jubilados, la resignación, la inseguridad y otras cosas. Novick sí que se puso al hombro el P. de la G. y rema y rema porque sabe desde niño, cuando cuando colocaba artísticamente las frutillas en el cajón correspondiente, que remando se llega muy lejos.  A Daniel Martínez le aplicaron tal photoshop que de haberle puesto una cabellera con corte actual habría que bajarlo de la bicicleta y ponerlo en un moderno y juvenil monopatín eléctrico. Desde este pequeño lugar que me concede el director de este semanario, les pido, señoras y señores, damas y caballeros, todas y todos (¡todEs y otros divagues idiomáticos, ¡nunca!) que no abusen del Photoshop. Sean ustedes. Sean naturales porque si son honestos eso aparecerá. Y si no lo son, también. Y no duden que lo pido con el respeto que ustedes y los ciudadanos que iremos a las urnas en octubre, nos merecemos.

Hasta la próxima. Que seas feliz.

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js
temas:
Cristina Moran En 1948 comienza su actividad en CX 16 Radio Carve. En el año 1956 forma parte del grupo de pioneros que da inicio a las transmisiones de Televisión en Uruguay, a través de Saeta TV Canal 10. En 1968 comienza en Canal 10 su programa Domingos Continuados que cierra el ciclo 20 años más tarde. En los ´80 se integra a los movimientos de mujeres y participa en el congreso “La situación de la Mujer en América Latina y el Caribe” celebrado en Cuba y en 1987 viaja a la entonces Unión Soviética junto a 23 compatriotas convocadas por el Congreso Mundial de Mujeres. En teatro actuó en varias obras como: “Mi suegra es una fiera”. “ El Avaro”, “¿Dónde está Miusoff?”, “La pecera”, “Homu Calvus”, “Estimada señorita Consuelo” ,“Los cálices vacíos”, “Ocho mujeres”, “Jardín de otoño”, “Candombe al sur”, “Mujeres en el armario”, “Orinoco”, “A la deriva”, “Steel magnolias”, “Sus ojos se cerraron ”, “Las preciosas ridículas”, “La dulce historia de Florinda Flores”, “La Morán se confiesa”. Es colaboradora de Semanario Voces con su columna Rememorando.